Ahorro Novedades Publicaciones Asoven

¡Todavía estamos a tiempo de controlar el cambio climático!

En diciembre del año pasado se celebraba en Katowice/Silesia la 24ª Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP24). En ella se barajo la posibilidad de combatir el cambio climático con medidas inmediatas. Siendo necesaria una transformación drástica de nuestra sociedad hacia un modelo económico de bajo carbono.

Modelo Passivhaus en el COP24

Durante la COP24, Johan Rockström, director del Potsdam-Instiute for Climate Impact Research, alertó de que en 2030 deberíamos haber reducido nuestras emisiones de CO2 en un 50 % en relación al año 1990. Una medida tan contundente como esta supone la transformación socio-técnica de la sociedad hacia el modelo de bajo carbono. Si no la tomamos, las catástrofes climáticas llegarán y su reparación costarán aproximadamente 20 billones de dólares.

Como señaló Maroš Šefčovič, vicepresidente de la Comisión de la Unión Europea, otro de los objetivo claves para mitigar las consecuencias del cambio climático es el desarrollo de edificios con un impacto ambiental bajo. Si basamos la edificación en el modelo Passivhaus estaremos contribuyendo al ahorro energético y de C02.  Darle relevancia al estándar internacional Passivhaus  significa minimizar el consumo de energía de un edificio durante su fase de uso.

La importancia de los edificios de consumo casi nulo

La introducción de edificios de energía nula en el sector público español es prácticamente inexistente. El Gobierno español ya ha aceptado este compromiso, pero aún queda pendiente actualizar el Código Técnico de la Edificación. Podemos traducir el apoyo internacional e institucional de la COP24 como una llamada de acción para la Administración Pública. Sin su apoyo no se pueden alcanzar las metas para combatir el cambio climático.

Proyectos enfocados al estándar EnerPhit como es el caso de la rehabilitación energética piloto del colegio público, “El Garrofer”, ubicado en Viladecans (Barcelona), demuestran que son viables las rehabilitaciones dirigidas a obtener “edificios de energía casi nula” aunque el presupuesto sea limitado.

España y el mundo entero necesitan tomarse en serio las metas fijadas para combatir el cambio climático. ¡Ayúdanos a garantizar un futuro seguro, libre de C02!

Artículos relacionados