Publicaciones Asoven

La carpintería de PVC: Ahorro energético, sostenibilidad y salud

La carpintería de PVC es totalmente segura.

La producción, transformación y montaje de la carpintería de PVC, es un sector industrial puntero en cuanto a gestión medioambiental ya que incorpora las más altas tecnologías y realiza estrictos controles en sus diferentes fases de proceso industrial.
Además, para garantizar la protección del medio ambiente en sus procesos de producción, esta industria, no solo cumple con la legislación y normativas vigentes en España y en Europa, sino que utiliza las mejores Técnicas Disponibles y cumple con las más estrictas exigencias de las Cartas Industriales de ECVM (Consejo europeo de fabricantes de Vinilo).

Ahorrar energía es sinónimo de reducir la contaminación

El aislamiento térmico reduce la contaminación. Ese es uno de los motivos por los que se ha desarrollado el CTE (Código Técnico de la Edificación). Podemos afirmar que la carpintería de PVC cumple las exigencias de transmitancia del CTE sin ningún tipo de restricciones de las prestaciones, por lo que puede colocarse en el 100% del territorio español. En el CTE HE en lo referente a los valores de transmitacia de los perfiles, las series de carpinterías de PVC se exigen con valores de U transmitancia del perfil: PVC (2 cámaras) U 2,20 W/m2K) y PVC (3 cámaras) U 1,80. Pero en la realidad, se trabajan con valores mas aislantes, de modulo de 70 mm, que son series estándar en la totalidad de las firmas extrusoras de perfiles de PVC que trabajan en España con 5 cámaras de aire y una U menor o igual a 1,3 W/m2KEl Acuerdo de París sobre el Cambio Climático, firmado el 12 de diciembre de 2015 por 193 países, constituye un hito clave en la lucha contra el calentamiento global y el actual cambio climático que el mismo provoca. Su importancia radica en que establece claramente una política de mitigación, es decir de reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero.
La ventana proporciona una serie de funciones y servicios en viviendas y edificios. Una de las más importantes es el aislamiento térmico para impedir los flujos de calor y frío y
mantener los correspondientes niveles de confort de calefacción y climatización.

Análisis de Ciclo de Vida (ACV) de una ventana batiente estándar de 1,34 m x 1,34m, cuyos marcos estructurales se fabrican alternativamente con PVC, Aluminio (sin y con RPT –rotura de puente térmico-) y madera, usando como principales categorías de impacto: el consumo energético y las emisiones de CO2.

Este tipo de análisis se enmarca en lo que se conoce como economía circular, que actualmente es la principal estrategia de Europa para generar crecimiento y empleo, destinada a apoyar el cambio a una economía eficiente en el uso de los recursos y de baja emisión de carbono.
La ventana de PVC genera un menor consumo de energía y de emisión de CO2 con un 30% de material reciclado en el cómputo del ciclo de vida. Seguida de la ventana de madera un 26% más con doble acristalamiento, después La ventana de Aluminio un 95% más con material reciclado (30%) y con RPT y los valores más altos corresponden a la ventana de Aluminio con un 174% más sin material reciclado y sin RPT.

Una consideración final importante es que es necesario realizar el análisis sobre todo el ciclo de vida, y no limitarse en exclusiva a una sola de las fases, pues los resultados deben ser analizados desde una perspectiva integrada. Esto permite valorar comparativamente el peso de cada una de las etapas en el balance completo dentro del marco de una economía circular.

Más información: CARPINTERIA PVC Ahorro Sostenibilidad y Salud

Artículos relacionados